Meta

Las razones por las que se queda Óscar Gálvez

Pasó de interventor a gerente del Hospital de Villavicencio

El gobernador Juan Guillermo Zuluaga le pidió al saliente interventor del Hospital Departamental de Villavicencio (HDV), Óscar Gálvez, que se quede ahora como gerente. Gálvez respondió con su acostumbrada timidez: “acepto”.

Eso ocurrió en la ceremonia en la que el superintendente de Salud, Fabio Aristizábal, dio por terminada la intervención del HDV después de 4 años y 3 meses y le devolvió el hospital a la Gobernación.

Las razones por las que Zuluaga decidió que Gálvez sea el gerente las expuso el propio interventor en su rendición pública de cuentas: cuando llegó en octubre de 2015 faltaban 28 médicos y algunas especialidades (radio terapia, por ejemplo) estaban cerradas. Hoy no faltan médicos y todo el portafolio de servicios está habilitado.

En 2015 había 253 camas, hoy el hospital tiene 303 camas en el área de hospitalización, más 120 camillas en el área de urgencias (allí había 36 camillas hace 4 años). Igual son insuficientes porque la sobreocupación está en el 200%.

De 5 salas de cirugía pasó a 9, de 118.912 pacientes atendidos en 2015 pasó a 201.625 en 2019 y -lo más importante- el recaudo promedio mensual, que en 2015 era de $5.089 millones, pasó a $11.164 millones en 2019 (se facturan $14.400 millones mensuales, pero no todos pagan puntual).

Como la operación del hospital cuesta $9.500 millones mensuales y se recaudan más de $11.000 millones cada mes, la conclusión es que el hospital es financieramente viable.

Al finalizar 2019 le debían al HDV más de 125 mil millones de pesos. Medimás debe $33.000 millones, la Gobernación del Meta $23.815 millones, Capital Salud $19.340 millones, Nueva EPS $10.000 millones, Cajacoopi $8.000 millones, Comparta $7.000 millones, Capresoca $5.000 millones, Policía Nacional $4.000 millones y Convida $4.000 millones.

En los 4 años de intervención, Gálvez pagó 75 demandas contra el hospital (la mayoría reclamos contractuales) por valor de $6.773 millones.

La Contraloría Genertal de la República hizo auditoría a la contratación del HDV, periodo 2016-2019, y le notificó al interventor solo 4 hallazgos administrativos. Ninguno fiscal ni penal.

Publicaciones relacionadas

Botón volver arriba

Ir a la barra de herramientas