Judicial

Enfrentados los socios que construyeron Primavera Urbana

Si no hay acuerdo, la Supersociedades nombraría liquidador.

Abogados de la firma Emporio Empresarial, que aportó el lote donde se construyó el centro comercial Primavera Urbana en Villavicencio, denunciaron públicamente que la sociedad Primavera Desarrollo y Construcción, representada por Camilo Manrique Cabrera, no ha cumplido su obligación como socio.

Esa obligación era entregar a Emporio Empresarial el 20% del área construida, como pago por el lote.

Ante el incumplimiento, Emporio Empresarial apeló al Tribunal Arbitral de la Cámara de Comercio de Bogotá que el 23 de marzo de 2017 condenó a la constructora Primavera Desarrollo y Construcción a pagarle 56 mil millones de pesos.

Giovanni Gutiérrez, abogado de Emporio Empresarial (que pertenece a Roa Vásquez Asociados) explicó que, tras el laudo arbitral, la sociedad que representa Camilo Manrique interpuso recurso de anulación, pero el Tribunal Superior de Bogotá declaró infundado ese recurso.

Quedó en firme el laudo arbitral y entonces Manrique presentó solicitud de insolvencia ante la Superintendencia de Sociedades donde fue admitida.

La ley de insolvencia económica permite a las compañías que tengan viabilidad tomar un respiro en su flujo de caja y les brinda la posibilidad de mantenerse en el mercado.

El pasado 5 de noviembre la Supersociedades dejó en firme la graduación en quinta clase para Emporio Empresarial, lo que significa que el demandante tendría que esperar 15 años para que Primavera Desarrollo y Construcción le pague. El abogado Gutiérrez presentó tutela contra la Supersociedades.

“Hemos pedido a la Superintendencia que se adjudique a todos los acreedores los locales, las oficinas, que se les pague y que el resto se le entregue a Camilo Manrique”, declaró Gutiérrez.

Camilo Manrique tiene ahora 4 meses para lograr un acuerdo con los acreedores (al menos con el 50% más 1 peso de las acreencias). Si logra el acuerdo, la compañía puede vender sus activos o desarrollar otras operaciones y podría pagar en efectivo.

Si no logra el acuerdo, procede la liquidación de la sociedad. La superintendencia nombraría un liquidador que se encargará de escriturarles a los compradores y adjudicarles a los acreedores los bienes inmuebles (locales comerciales y oficinas).

El abogado Gutiérrez aseguró que “la que se iría a liquidación es la sociedad Primavera Desarrollo y Construcción, no el centro comercial. No hay ningún riesgo de que el centro comercial sea clausurado”.

Mostrar más

Publicaciones relacionadas

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Botón volver arriba
WeCreativez WhatsApp Support
Nuestro equipo periodístico está aquí para recibir todas sus denuncias ciudadanas. Si quiere dar a conocer una problemática de su comunidad ¡Escríbanos!
👋 Hola. Para nosotros es muy importante que nos haya visitado
Cerrar